Archives for junio 2014

¿Por qué portear?

Empezar a portear
photo credit: Tamara Barragán via photopin cc

¿Cómo comienza el porteo? Realmente cada vez hay más familias que deciden o eligen portear a sus bebés como parte de una crianza más respetuosa y consciente.

Pero es muy diferente cuando se conocen y se saben los efectos que produce el porteo y se tiene información antes de que nazca el bebé a si esa informacón llega después de que nazca el bebé.

El momento ideal para empezar a informarse y tener tiempo de practicar, elegir, probar, sería durante el embarazo. Se puede comenzar alrededor de los 5 o 6 meses o en el último trimestre para tener tiempo para ver todo lo que necesites antes de que llegue el bebé.

Si te encuentras bien puedes practicar con un muñeco y de esta forma cuando llegue tu bebé ya tienes una gran parte hecha.

Lo que en realidad ocurre es todo lo contrario se espera mucho y toda la información llega cuando llega el bebé, por tanto te encuentras con un bebé con el que tienes que aprender y al que tienes que conocer y que te necesita cerca y a la vez aprender a usar un portabebés que también requiere tu calma, tranquilidad y sobre todo práctica.

Por tanto si buscas la información durante  el embarazo perfecto, pero si no es así te voy a dar un par de consejos para que te sea más sencillo empezar a portear y sentirte bien.

  • Elige el momento en el que tu estés tranquila y relajada.
  • Practica primero antes de poner al bebé para tener más soltura y seguridad en ti.
  • Elige un momento en el que el bebé esté tranquilo, no tenga el pañal sucio y haya pasado buena noche.
  • Háblale a tu bebé, cuéntale lo que estás haciendo, esto le relajará a él pero sobre todo a ti y os sentireis mejor.
  • El bebé puede llorar, es normal es algo nuevo para él y para ti. Tu bebé percibe y siente como estás tu, tus nervios, tu inseguridad, tus miedos…
  • Si llora te puede servir moverte, andar, cantarlte sobre todo no te agobies por la situación, recuerda que tu bebé se mueve por emociones y percibe y siente tu estado de ánimo.
  • Es un proceso que requiere unos días para que ambos os sintais cómodos.
  • La práctica te dará la seguridad y al agilidad que buscas.
  • Tener un espejo delante en el que poder mirarte a la vez que te colocar el portabebés te puede ayudar mucho hasta que te acostumbres a ponertelo a tacto sin ayudas visuales.

 

 

¿Y tu cómo has empezado a portear? ¿Buscaste información antes?

 ¿Cambiarias algo? Te invito a contar tu experiencia y como te sentiste

 

 

 

Autora:

Foto cara1Soy Julia Bernal, auxiliar de enfermería, instructora de porteo y mamá de una familia numerosa.

La maternidad hizo despertar en mi la búsqueda de una maternidad basada en las emociones, de una crianza diferente, basada en el contacto, el apego, la cercanía, el respeto y dejando que el instinto siguiera su curso natural ya que nunca nos engaña.

Cuando asesoro a mamás y bebés se crea una sinergia especial en la que siempre enseño, aprendo y comparto lo cual hace que disfrute con lo que hago que es ayudar a otras mamás y bebés a encontrarse a conectar y disfrutar juntos este camino, a encontrar una forma diferente de acompañar a tu bebé en su aprendizaje

Te invito a visitar mi blog:  http://crianzaycontactoemocional.com/  donde puedes encontrar información y te puedo ayudar con tus dudas de porteo.

Porteo y dudas

Son muchas las dudas que asaltan a los papás que empiezan a portear.

Porteo y dudas

Al principio todo son dudas, no se ve nada claro…

Cuando un bebé va en un portabebés:
Está más tranquilo y es algo que sorprende a los padres pero es normal, el bebé tiene todo lo que necesita a su alcance, contacto, calor, cercanía de sus cuidadores, escucha el sonido del corazón que es un sonido que conoce muy bien, está en continuo movimiento y es la forma más rápida de responder a sus necesidades y conocer mejor al bebé con lo cual eso aportará mucha seguridad a los papás.

 

Algunas de las preguntas más comunes que me suelen hacer son:

¿Y si el bebé va tan apretado no le molestará, estará cómodo?

Al principio les extraña a los papás el hecho de que vayan tan pegados hasta que empiezan a portear y descubren que si se deja espacio entre ambos es cuando van incómodos ya que al ir pegados nuestro centro de gravedad no se altera pero si va separado si se modifica nuestra posición y con ella nuestro centro de gravedad.

¿Y va a poder respirar bien si va tan pegado a mi?

Si puede respirar bien pero hay que respetar siempre la norma básica de seguridad en la cual NUNCA hay que tapar las vías respiratorias del bebé ni con el propio portabebés, ni con mantitas, gasas, etc. Otra cosa diferente es que el bebé se sienta a gusto y se duerma  pegando su cara a nuestro pecho. Para quedarnos más tranquilos podemos primero no tapar las vias respiratorias, vigilar siempre su respiración y podemos intentar girarle un poco la cabecita para quedarnos más tranquilos y asegurarnos que sus vías respiratorias estén abiertas.

El tema del calor es un tema que preocupa mucho sobre todo a los papás porque si sudan y llevan al bebé pues les resulta incómodo ¿entonces que se puede hacer?

Todos los portabebés nos van a dan calor ya que debemos sumar nuestra propia temperatura, el calor que desprende el bebé y que todo ello está “contenido” por el portabebés. En el caso del verano como seamos de sudar nos encontramos ante una sauna.

El consejo en este caso es valorar y usar portabebés que son más frescos debido a su composición. Por ejemplo una mochila dará más calor que una bandolera por ejemplo debido a la composición de la propia mochila.

Otro consejo: podría ser intentar no salir a las horas de más calor, intentar que la ropa que ambos llevais sea lo más fresca posible para evitar generar una temperatura muy alta para ambos.

Por ello es tan importante hacer una buena elección basándonos en le uso que les vas a dar siempre basándonos en las características personales de cada uno, la temperatura de donnde reside, etc…

¿Y si se acostumbra a los brazos y no quiere andar?

No se va acostumbrar, todos los bebés y niños una vez que están preparados quieren investigar el mundo. Pero es muy importante no forzar ni saltarse etapas, el bebé andará cuando su cuerpo tanto a nivel muscular como a nivel óseo esté preparado para ello, cada niño tendrá su momento para ello. Te aseguro que cuando llegue no va a querer ir en portabebés sino andando y descubriendo el mundo pero hasta que llegue ese momento tus brazos y tu cuerpo le va a dar el contacto, la seguridad y el calor que necesita para desarrollar su confianza y seguridad por ello es muy importante respetar esta etapaCuando un bebé pide brazos es porque lo necesita, es una necesidad real de contacto, de alimento emocional muy importante durante los primeros años de vida de los bebés para poder conseguir después adultos sanos tanto emocional como físicamente.

¿Y tu tienes dudas o alguna pregunta sobre el uso de los portabebés que te impidan usarlos?

Te invito a dejar tus consultas y estaré encantada de resolver tus dudas

Autora:

Foto cara1Soy Julia Bernal, auxiliar de enfermería, instructora de porteo y mamá de una familia numerosa.

La maternidad hizo despertar en mi la búsqueda de una maternidad basada en las emociones, de una crianza diferente, basada en el contacto, el apego, la cercanía, el respeto y dejando que el instinto siguiera su curso natural ya que nunca nos engaña.

Cuando asesoro a mamás y bebés se crea una sinergia especial en la que siempre enseño, aprendo y comparto lo cual hace que disfrute con lo que hago que es ayudar a otras mamás y bebés a encontrarse a conectar y disfrutar juntos este camino, a encontrar una forma diferente de acompañar a tu bebé en su aprendizaje

Te invito a visitar mi blog:  http://crianzaycontactoemocional.com/  donde puedes encontrar información y te puedo ayudar con tus dudas de porteo.

Con un corcho y unas chinchetas aprendes colores, números y letras

Muchas veces cuando me planto delante del ordenador para contarte actividades para tus hijos tengo la mente como el papel, en blanco. Aunque no te lo creas, no soy una fuente inagotable de ideas (¡ojalá!) y aunque en la red hay muchas actividades, me gusta haberlas disfrutado con mis hijos para contarte mi experiencia. Y me pasa como a ti, que soy madre y no tengo mucho tiempo en el día a día para preparar una actividad.

Afortunadamente, mi hijo de 5 años es una fuente de ideas excepcional. Yo puedo estar doblando la ropa, por ejemplo, y él sólo elige algo entre todo el material que tengo amontonado en estanterías y se pone a jugar. La última vez eligió un salvamantel de corcho con unas chinchetas (es un material preparado para facilitar la memorización de las tablas de multiplicar) pero él lo usó para otra cosa y es lo que quiero compartir contigo en este artículo.

En la imagen puedes ver el material que eligió mi hijo.

Corcho y chinchetas

No tiene que ser exactamente este material, puedes utilizar:

  • un tablón de corcho rectangular de los que usamos para colgar notas
  • un trozo de cartón más o menos grueso y grande, como los de las cajas que se utilizan en el envío de paquetes
  • si tienes en casa, el corcho blanco para proteger lo que va dentro de las cajas
  • bandejas de polispan de las que utilizan en la frutería, por ejemplo
  • cartón pluma
  • en general, cualquier material sobre el que se puedan clavar las chinchetas fácilmente

Lo primero que hizo fue quitar todas la chinchetas de su sitio, las clasificó por colores, y luego las puso nuevamente en el corcho. Con esta actividad tan sencilla está reforzando el pensamiento lógico, fijándose en una cualidad de los objetos para clasificarlos, desde el estilo de aprendizaje visual y kinestésico. Para incorporar la parte auditiva en esta actividad, simplemente nombra el color.

Mi hijo ya reconoce perfectamente los colores pero le sigue gustando clasificar los objetos por de esta forma. Para que tu hijo juegue a aprender los colores te aconsejo que hagas unas etiquetas en tres partes Montessori de los colores como las que te muestro en la imagen.

Etiquetas en tres partes Montessori de los colores

Como trabajar con las etiquetas en 3 partes Montessori

Puedes empezar de la forma más sencilla, con la etiqueta (3) que contiene sólo el color del objeto.

Aprendizaje de los colores de forma visual, auditiva y kinestésica con la etiqueta color

Si ya reconoces letras y va leyendo poco a poco, puedes cambiar la etiqueta (3) por la etiqueta (4) que es la que contiene el nombre del color.

Aprendizaje de los colores de forma visual, auditiva y kinestésica con el nombre

La etiqueta (1) la puedes utilizar de dos formas. La primera igual que en los casos anteriores para que vaya asociando el color con su nombre.

Aprendizaje de los colores de forma visual, auditiva y kinestésica con el nombre y el color

Pero también puedes utilizar la etiqueta (1) como etiqueta de control para que tu hijo juegue él solo a esta actividad con la etiqueta que tiene el nombre del color, la etiqueta (4), y se autocorrija al finalizar la actividad comparando la etiqueta del nombre, la (4), con la que tiene el nombre y el color, la (1).

Esta forma de aprender, con materiales autocorrectivos, es la mejor porque:

  • le permite al niño realizar a él solo la actividad fomentando su autonomía
  • respeta su ritmo de aprendizaje porque él decide cuántas veces repetir la actividad
  • le permite evaluarse a sí mismo y no depender de un adulto, por lo que refuerza su autoestima al no oír comentarios externos como “lo has hecho mal”.

Después de clasificar las chinchetas por colores, las quitó del corcho y las colocó nuevamente. Yo le veía y parecía que no seguía un orden pero, cuando acabó, me enseñó todo orgulloso su trabajo.

– Mamá, mira. ¿Qué es?

– Mmmm. Parece una letra, ¿no?

– ¡Que noooo! Es un 4.

– ¡Anda! ¿Haces otro a ver si lo adivino?

Aprendizaje visual, auditivo y kinestésico de los números con chinchetas

Así estuvimos jugando un buen rato. De esta forma estuvo aprendiendo a escribir los números del 0 al 9 de una forma visual y kinestésica. La parte auditiva era la propia adivinanza 😉

Cuando se cansó de escribir números, le propuse que escribiera letras. Así, con un mismo material también reforzó la lectoescritura de forma visual, auditiva y kinestésica.

Aprendizaje visual, auditivo y kinestésico de las letras con chinchetas

¿Qué pasa si tu hijo no conoce los números o las letras y no sabe escribirlos? Puedes ayudarle escribiendo el número o la letra con rotulador en el corcho (o en el material que has elegido). En esta forma de jugar es mejor que utilices el cartón en vez de el corcho para poder reciclar el corcho en otras actividades.

Con el número o la letra ya trazada, le explicas que tiene que colocar las chinchetas sobre la línea o hacer agujeros con un punzón para escolares y, de una forma tan sencilla, tienes una actividad visual y kinestésica de lectoescritura de números y letras. Si nombras la letra o el número a medida que pica con las chinchetas o el punzón, conectas con el estilo de aprendizaje auditivo.

¿Vas a jugar con tu hijo y a aprender los colores, los números y las letras respetando su estilo de aprendizaje, ya sea visual, auditivo o kinestésico?

¿Qué más actividades se te ocurren con estos materiales (corcho, cartón, chinchetas, punzón, etc.)? ¡Escribe tus ideas en los comentarios!

Diana Lopez Soy Diana López Merinero, madre de dos niños y emprendedora.

Investigo sobre las distintas formas de aprender de cada persona y aplico este conocimiento al área de la educación. Ayudo a las familias que quieren mejorar el rendimiento de sus hijos en el colegio, proporcionando pautas y herramientas para conseguirlo, respetando siempre las características individuales del niño, su desarrollo cognitivo y su ritmo de aprendizaje.

 

Puedes encontrarme en mi página ActividadesMultisensoriales.com, en Facebook, en Twitter, en Google+ y en Pinterest.

Controla tus gastos diarios

 

controla tus gastos diarios photo credit: danielito311 via photopin

Como ya te dije en el post Sólo lo necesario son los pequeños gastos de cada día los que de verdad influyen en nuestro presupuesto mensual.

Son ese euro del café, los 80 céntimos del pan, el billete del metro, la chocolatina para el niño y miles de pequeños gastos diario que hacemos sin darnos cuenta CADA DÍA.

 

Me parece importante CONTROLAR esos gastos diarios porque al final del mes esos pocos euros cada día se convierten en el agujero que nos impide llegar a fin de mes.

 

¿Estás consciente de estos pequeños gastos diarios?

 

Te invito a probar a apuntarlos en un papel por un sólo día … descubrirás que gastas mucho más de lo que piensas…

 

 

Toma consciencia  del peso de estos pequeños gastos en tu economía familiar.

Y toma medidas para CONTROLAR tus gastos diarios.

 

Te recuerdo que puede encontrar más tips de ahorro en casa en mi curso por entrega Optimiza tu economía, clica en el enlace para saber más.

Fatiga por compasión

Los profesionales que trabajamos ayudando a aliviar el sufrimiento  a los demás podemos ser victimas de  FATIGA POR COMPASIÓN.

Según Figley, psicólogo, terapeuta familiar y profesor universitario, la empatía es la clave para trabajar con personas dolidas a nivel físico-emocional sin embargo también es una conducta que puede lastimar a nivel interno a los terapeutas.

Los terapeutas automáticamente absorben informaciones sobre el sufrimiento, el dolor, el miedo, la desesperanza …reviven  los sentimientos de las personas que apoyan y se cargan con sus problemas.

Cuanto más el terapeuta es empático, más es el riesgo de que padezca fatiga por compasión.

 

fatiga por compasión photo credit: AveLardo via photopin cc

La fatiga por compasión se  manifiesta como un estrés que afecta diferentes áreas de la vida del terapeuta y sus síntomas pueden ser :

– palpitaciones

– dolores de cabeza

– tensiones musculares

– cansancio

– desconfianza

– aislamiento

– vulnerabilidad

– dificultad de atención

– miedo

– tristeza

– ira

– desesperanza

– pesimismo

– ansiedad

 

A menudo el terapeuta se ve entre 2 fuegos, de un lado siente que las personas a las que apoya lo necesitan, a menudo se expresa con frases como – me necesitan- – nadie puede ayudarlos como lo hago yo- y no quiere reducir su  compromiso con su trabajo pero por otro lado se enfrenta a su propio estrés, a la desgana, a la falta de concentración que le empujan  a desconectar del trabajo y/o dar menos de si mismo.

La fatiga por compasión afecta a la resilencia dificultando la recuperación emocional de terapeuta y le lleva a poner el práctica  respuestas silenciadoras, es decir, en lugar de empujar a sus pacientes (o clientes) a desahogarse para aliviar sus problemas, tiende a redirigirlos hacia temas menos estresantes, a minimizar, a distraerse … lo que afecta directamente el trabajo con las personas a las que apoya.

 

Así, de una forma inconsciente, el exceso de empatía se convierte en frialdad, en indiferencia.

 

Es entonces extremadamente importante para los profesionales cuyo trabajo se basa en la empatía establecer sus propios  límites, internos y externos, para evitar la  fatiga por compasión  y poder seguir nuestro trabajo de forma activa y constructiva.

Si te interesa ampliar este tema y controlar si sufres o no fatiga por compasión, te invito a descargar el  pdf

ProQOL -vIV
PROFESSIONAL QUALITY OF LIFE
Cuestionario de Fatiga de Compasión y Satisfacción

 

 

 

Porteo y contacto

Porteo y contacto

Cuando tenemos a un hijo nos centramos mucho en que no le falta nada a nivel material, cuando en realidad lo más importante es el contacto físico ya que es a través de la piel donde se produce un gran aprendizaje debido a todas las terminaciones nerviosas que tenemos y lo poco que aprovechemamos este órgano tan extenso en nuestro cuerpo.

El porteo nos permite un contacto constante casi sin darnos cuenta ya que al portear estamos en contacto directo y continuo con nuestro bebé o niño. Yo recomiendo el porteo porque se cubren todas las necesidades básicas del bebé sin hacer esfuerzos ni malabarismos, es algo de forma natural y además instintiva como mámiferos que somos.

Es una forma estupenda de seguir con la gestación fuera del útero, ya que un bebé pasa nueve meses dentro de nosotras en un espacio pequeño y reducido y necesitan unos meses fuera que sería una prolongación externa del embarazo para que todos sus sentidos estén completamente desarrollados y realmente el bebé comience a poder desplazarse solo y de esta forma comience la etapa hacia su independencia.

Los bebés porteados están estimulándose de forma constante ya que al estar en continuo movimiento se sienten en un lugar muy simular al que han estado nueve meses atrás y a la vez estamos fomentando su sentido del equilibrio, su estimulación de una forma natural viendo lo mismo que nosotros, con olores difertentes, sensaciones diferentes, pero desde un lugar privilegiado como son los brazos de mamá o papá y su cuerpo, sentir su cuerpo, su corazón les tranquiliza y es por ello que están más tranquilos porque se sienten seguros.

El porteo no es solo cosa de los padres, también pueden portear los abuelos, hermanos mayores y cualquier miembro de la familia lo puede hacer, de hecho en algunas tribus y comunidades se encargan de criar a los niños entre todas las mujeres y los niños de la tribu y todos portean, esta forma de crianza es algo que aquí se ha perdido, hemos perdido la tribu. Ahora parece que hay algunas pequeñas nuevas tribus pero nada tienen que ver con estas tribus y comunidades que llevan años haciéndolo de forma instintiva y como parte de un proceso natural de crianza.

Hemos perdido gran parte de esa sinergia del grupo y de la crianza en brazos y con ella el contacto tan necesario tanto para los padres como para los bebés y niños.

Piensa que después de unos años ya no querrán ni brazos y vendrán otras etapas diferentes en la crianza, pero la etapa en brazos y de porteo es solo de unos años dependiendo del bebé o niño, a nosotros se nos acabó a los 4 años largos pero hay familias que dejan de portear mucho antes.

Lo importante es disfrutarlo el tiempo que lo hagas y disfrutar del contacto con tus hijos!!

Nuestros cuerpos femeninos con curvas no son así por casualidad sino para llevar a nuestros hijos sobre nuestro cuerpo y esas curvas nos ayudan a la hora de llevar a los bebés en brazos y en en portabebés ergonómicos. Somos como dos piezas que encajan a la perfección y el portabebés nos ayuda a la hora de repartir el peso sobre nuestro cuerpo y nos facilita la crianza y el contacto con nuestros peques.

Un portabebés nos ayuda a repartir el peso del bebé o niño sobre nuestro cuerpo y nos facilita la crianza y el contacto piel con piel con los bebés o niños.

Autora:

Foto cara1Soy Julia Bernal, auxiliar de enfermería, instructora de porteo y mamá de una familia numerosa.

La maternidad hizo despertar en mi la búsqueda de una maternidad basada en las emociones, de una crianza diferente, basada en el contacto, el apego, la cercanía, el respeto y dejando que el instinto siguiera su curso natural ya que nunca nos engaña.

Cuando asesoro a mamás y bebés se crea una sinergia especial en la que siempre enseño, aprendo y comparto lo cual hace que disfrute con lo que hago que es ayudar a otras mamás y bebés a encontrarse a conectar y disfrutar juntos este camino, a encontrar una forma diferente de acompañar a tu bebé en su aprendizaje

Te invito a visitar mi blog:  http://crianzaycontactoemocional.com/  donde puedes encontrar información y te puedo ayudar con tus dudas de porteo.

¿Qué necesita mi hijo para aprender matemáticas?

Y si es de forma divertida, mejor…

Esa es la pregunta más escuchada  desde que comencé a impartir clases.

A las madres y  a los profesores (sobre todo de primaria), a veces, nos trae dolores de cabeza el pensar como hacemos para que mi hijo, mi alumno, etc… entienda tal concepto matemático, tal expresión o simplemente el concepto de decenas y unidades.

¡¡No es fácil!! 

Nosotros ya tenemos ese concepto muy, muy asimilado y es fácil verlo desde nuestro punto de vista, pero para unos peques que están empezando a abrirse puerta en el mundo tan fascinante de las matemáticas, es cuestión de paciencia y utilizar los materiales adecuados.

¿Estarás de acuerdo conmigo en una cosa, verdad? 

Si tu hijo lleva toda la tarde haciendo sumas con llevadas en una hoja de papel y aún no ha tenido una bien completamente, da igual que siga delante de la libreta o del cuadernillo dos horas más, quiere decir que el concepto no lo ha entendido. Necesitarás otro material u otra forma de explicarle las sumas con llevadas (como cualquier tema matemático) para que pueda entenderlo sin dificultad.

No hay una fórmula mágica, ni una varita que haga que tal material o tal explicación es la perfecta para entender las matemáticas.

¡¡¡Noooo!!!

Por eso, hay que encontrar de que manera tu hijo entiende mejor la operación matemática que tiene que aprender en el colegio. Y la mejor forma que aprende un niño es JUGANDO, no es la mejor forma, me equivoco, es su forma. Los niños todo, todo lo aprenden mediante el juego, pues vamos a utilizarlo como método educativo.

¡¡¡Qué maravilla, Noelia!!! ¿Pero y cómo juego con mis hijos a repasar las matemáticas?

Pues muy sencillo, primero, antes de nada, RELÁJATE, tal como lo lees, es muy importante que entiendas que tu hijo tiene un ritmo para aprender y una capacidad para entender las cosas, y te tienes que adaptar a ese ritmo y esa capacidad. Si tu hijo aún no está preparado para hacer sumas, no lo hará. Lo que si puedes hacer, es estimular sus ganas de aprender.

El primer material manipulativo del que te voy a hablar hoy son las REGLETAS DE CUISINAIRE.

¿Quéeeeeeee?, jajajajajaja… ¡¡es difícil de nombrar ehh!!

 

 

regletas de cuisinaire

 

 

 

Pues verás, estas regletas son unos listones de madera o plástico de 1 centímetro cuadrado y cada color de la regleta representa una longitud y un número.

 

 

regletas

 

 

 

 

Este material lo pueden usar niños desde los 2 años hasta los 15, y además sirve para aprender a hacer todas las operaciones matemáticas básicas y no tan básicas, geometría, simetría, y un largo etcétera, porque seguro que la imaginación de tu hijo le llevará a aprender mucho más.

Los niños son los protagonistas de su proceso de aprendizaje, se sienten seguros de lo que hacen, relacionan hipótesis, se autocorrigen, exteriorizan sus conocimientos y aprenden a través de su propia experiencia “aprenden haciendo y jugando.

 

¿Qué le puede aportar a mi hijo este material?

 

Son muchos los beneficios que tiene para tu hijo trabajar con este material:

  1. Mediante el juego libre con este material desarrollarán su creatividad e imaginación.
  2. Los niños que trabajan con regletas de Cuisenaire son niños que a partir de un buen trabajo  se están apropiando de su aprendizaje y no de los temas impuestos por un currículo y por cumplir con unos contenidos.
  3. Los niños adquieren la habilidad del cálculo matemático y facilidad en la resolución de problemas de la vida diaria.
  4. Los estudiantes más grandes, entenderán las fracciones y divisiones sin ningún dolor de cabeza
  5. Aprenderán la numeración y descomposición sin darse cuenta.

 

Es maravilloso, os lo recomiendo 100%, observar a tu hijo jugar con este material de manera libre, sin consignas ni órdenes y ver la capacidad de “crear aprendizaje” y de como ellos mismos se construyen sus propias bases del autoconocimiento, del acierto-error. Además, al jugar con este material de manera libre, les hace ver que el error no es “malo”, el error nos enseña, y así aprenden.

 

Os cuento una anécdota, en mi casa tenemos un rincón matemático y en él, por supuesto están las regletas de cuisinaire, pues bien; como ahora estamos preparando el curso sobre Regletas, mi compañera Deheni y yo, pues la tengo un poco más a mano de lo normal. Pues anoche, mientras yo leía unos cuantos correos pendientes y ponía al día mi bandeja de correos sentada en el sofá, mis hijos apagaron la tele, cogieron la caja de las regletas y las utilizaron para bordear con ellas la mesa del salón. Yo me quedé mirando y observándoles, no le di pautas ni consignas, no interrumpí su forma de jugar y de aprender, simplemente me relajé.

Fue maravilloso lo que aprendí viéndoles jugar.

Primero, la cooperación entre los dos hermanos, se escuchaba:

– Laura, dame un dos que me falta para esta esquina.

– Pablo, dame un cinco.

Segundo, cuando acabaron de bordear, me dijeron maravillados:

– Mamá, la mesa es un rectángulo. (Me encantó verles las caras de asombro, y pensar que la mesa lleva ahí desde que nacieron, jajajajaja)

Tercero, contaron, sumaron y vieron cuanto medía la mesa por el número de regletas que tenía.

– Mamá, este lado de la mesa mide 112 regletas, jajajajaja…. (contó de 10 en 10 todas las regletas naranjas que componía el borde de la mesa)

¿Quién era yo para meterme en su juego? ¿Quién era yo para dificultar su aprendizaje?

Ayer simplemente fue una guía, una observadora y ellos fueron “parte de su aprendizaje”

Ayer simplemente disfruté.

 

 

bordeando con regletas

 

 

 

 

Una cosa también muy importante, que no puedo acabar el artículo sin decirte, es que ellos también me imitan:

Cuando a lo mejor están muy nerviosos, enfadados, viendo mucha tele, yo cojo la caja de regletas sin decir nada, la vuelco en el suelo toda entera (el ruido es espantoso, jajajaja) y empiezo a inventar, jugar, etc… y rápidamente, ellos apagan la tele, dejan de discutir y se tiran al suelo conmigo y a partir de ahí, todo es aprendizaje.

Así que si tú quieres SENTIR ESA SENSACIÓN y saber cómo puedes utilizar las regletas en casa y cómo puedes jugar con ellas para aprender todo lo relacionado con las matemáticas, te digo que tenemos un curso en el que te lo explicamos todo, todo, con fotos, imprimibles, y sobre todo mucho cariño y experiencia que nos dan nuestros alumnos e hijos.

Tenemos un sorteo para conseguir este curso, si quieres saber más, te dejo el enlace.

 

Dentro de 15 días te contaré mi experiencia en casa con otros de mis materiales manipulativos del rincón matemático.

 

Noelia BernalSoy Noelia Bernal Marquez, autora y directora de “Deberes en Familia”. Madre de dos hijos. Trabajo prestando un apoyo extraescolar a aquellos niños que necesitan un refuerzo en sus estudios, a los que necesitan re-aprender algunos conceptos de manera divertida o simplemente acompañando a los que necesitan compañía para realizar sus deberes. Trabajo con padres que necesitan pautas para ayudar a sus hijos en sus estudios y con profesores que quieren ideas de actividades divertidas para trabajar en el aula. Mi gran pasión es la educación, de aquí nace esta web, hecha con mucho cariño para ayudar a todas las personas que quieren trabajar el aprendizaje de manera divertido y creativo. Me podéis encontrar en la web de Deberes en Familia, en FacebookTwitter, Pinterest y Google +

Porteo durante el embarazo

Hoy hablamos de porteo durante el embarazo, una etapa en la maternidad de la mujer no una enfermedad.

El porteo nos facilita mucho la crianza y el cuidado de los hijos. Son ya conocidos los múltiples efectos que produce el porteo tanto en el porteador como en el bebé porteado.

Son muchas las dudas que surgen con el nuevo embarazo en cuanto al porteo se refiere y hoy vamos a resolver algunas de ellas.

Porteo durante el embarazo

Durante el embarazo se puede seguir porteando llevando algunas precauciones:

Asegurarnos que todo va bien en el embarazo. Si hay algún problema un esfuerzo como puede ser el porteo puede dar lugar a más problemas pero igual que nos puede pasar si en casa hacemos algún esfuerzo cuando hay problemas durante cualquier periodo de la gestación.

Debemos escuchar las respuestas de nuestro cuerpo, al principio del embarazo hay mujeres que se sienten más cansadas o incluso pueden sentir mareos, por tanto podemos reducir los periodos de porteo si es este nuestro caso. El embarazo no es una enfermedad si no un momento de reajuste corporal por tanto pueden existir situaciones que antes erán cómodas para la mujer y ahora no y eso solo lo podemos saber cada una de nosotras.

En los primeros meses podemos usar nudos delante que sean altos ya que la barriga no nos molestará pero no debemos ejercer presión sobre el útero que está creciendo así que ese es uno de los puntos a vigilar con el uso de cualquier portabebés.

La posición en la cadera puede no ser beneficiosa debido a los cambios que sufre la mujer durante el embarazo, pero si lo usa durante ratos cortos por que si se siente cómoda deberá hacer un buen ajuste para que no se vea alterada su postura y su centro de gravedad ya que debemos pensar en el peso aumentado de la barriga y los kilos que haya engordado la mamá durante esos meses.

Usar la posición en la espalda con nudos que dejen tanto la barriga como el útero sin presiones. Así llevaremos el peso bien repartido y nos sentiremos cómodas sin presiones ni en la barriga ni en el útero. Para ello podemos usar nudos cruzados en el pecho o nudos que vayan a la espalda.

Se puede usar el fular como faja durante el embarazo, con la cual nos sintamos la barriga sujeta y la zona lumbar también, es una opción a las fajas comerciales que en verano suelen dar mucho calor.

Porteo durante el embarazo

Durante el embarazo:

  • Siempre debes usar tu sentido común.
  • Asegurarte que todo va bien en tu embarazo.
  • Escuchar a tu cuerpo y sus señales.
  • El embarazo no es una enfermedad.
  • No has de abusar de esfuerzos físicos.
  • No usar nudos que presionen la barriga ni el útero.
  • Evitar la posición en la cadera durante ratos largos.
  • Es mejor repartir bien el peso en la espalda con nudos altos.
  • Usar el porteo para ratos cortos sin hacer excesos.

 

Y tu ¿has porteado durante el embarazo? ¿Como te has sentido?

Puedes compatir tu experiencia abajo en comentarios

 

 

Autora:

Foto cara1Soy Julia Bernal, auxiliar de enfermería, instructora de porteo y mamá de una familia numerosa.

La maternidad hizo despertar en mi la búsqueda de una maternidad basada en las emociones, de una crianza diferente, basada en el contacto, el apego, la cercanía, el respeto y dejando que el instinto siguiera su curso natural ya que nunca nos engaña.

Cuando asesoro a mamás y bebés se crea una sinergia especial en la que siempre enseño, aprendo y comparto lo cual hace que disfrute con lo que hago que es ayudar a otras mamás y bebés a encontrarse a conectar y disfrutar juntos este camino, a encontrar una forma diferente de acompañar a tu bebé en su aprendizaje

Te invito a visitar mi blog:  http://crianzaycontactoemocional.com/  donde puedes encontrar información y te puedo ayudar con tus dudas de porteo.

Mi casa: una fuente de ingresos

 

 

Susana Pena es fundadora de familiamono ¡el espacio de las fabulosas madres solas! Counselor especializada para mujeres, madres y madres solas: ofrece ayuda psicológica, emocional y mejora personal y familiar desde el acompañamiento respetuoso, ofrece formación y recursos en comunicación para momentos críticos, en procesos de pérdida o en crecimiento y mejora.

Conoce más sobre Susana Pena en http://www.familiamono.org/quien-soy-que-hago/

 

 

Mi casa: una fuente de ingresos

 

Dice el refrán que la casada casa quiere.

Algo así debe de ser, cuando en general, por estos lares, todas salimos de casa de nuestros mayores cuando podemos. Algunas en la adultez, con o sin pareja. Otras, cuando llega la convivencia con la pareja. Otras, sencillamente, cuando les da la pasta…

Sea como fuere, nos encontramos con esta foto por todo nuestro territorio: familias colapsadas por hipotecas muy altas u otras situaciones con común denominador: familias con poco dinero y metros cuadrados a su disposición.

 

Está claro que impera el deseo de habitar en exclusiva nuestra vivienda. Hemos hecho de ello un valor.

Hoy vengo a cuestionaros esto. Respeto absolutamente, por supuesto, la opción de cada mamá, si es una opción responsable.

 

Me refiero a que no es sensato mantener estilos de vida y opciones que no podemos sufragar.

Creo que actuamos de forma irresponsable cuando, sin contar con los euros suficientes, nos machacamos y quebramos nuestra libertad y alegría por mantener a cualquier precio nuestra casa.

 

A tiempos diferentes, soluciones diferentes.

A tiempos extremos, soluciones en extremo creativas.

 

Mamás, si podéis llegar a estar en apuros económicos (o ya lo estáis) os ruego que observéis vuestra casa como un bien disponible.

Confundir nuestro hogar (eso que llevamos pegado a la piel y que tiene que ver con lo querido y con lo que nos envuelve en seguridad) con nuestra casa no nos beneficia cuando las cuentas nos apuran.

Si ya has dado mil vueltas a las cuentas y no te salen, mamá, te invito a mirar sin prejuicio la opción de compartir casa con otras personas.

 

Estos son algunos parámetros que pueden ayudarte:

 

1. Es una solución temporal. Compartir nuestra casa repone euros en nuestro bolsillo con rapidez. Si destinas ese nuevo ingreso a sanear la economía, pronto podrás vivir de nuevo a solas con tu familia (si lo sigues deseando 🙂

 

2. ¿Y si tu familia se beneficia, además, de una cangura, una profa de idiomas, una mano más en casa? ¿Y si descubres que es una ayuda que multiplica la ayuda?

 

3. Pon un anuncio. Recibe tú a tus posibles inquilinos, inquilina, au pair, etc. Escucha atentamente qué busca, qué ofrece, cómo se mueve en la vida.

 

Te recomiendo que dediques tiempo para esta actividad, y que te muestres respetuosa para con quien llega. Informa con claridad de qué esperas. Acepta solo los tratos que de veras deseas cumplir. A mí me funciona: llevo alquilando inmuebles más de 10 años, y solo he tenido un ligero problema con un inquilino una vez. ¡Pero he sumado muchísima gente maja a mi libreta de direcciones, y me han ayudado mucho en este tiempo!

 

4. Como experiencia familiar, no tiene paragón. Toda la familia entraréis en un nuevo tiempo donde las reglas cambian. Esto, de por sí, es excitante y enriquecedor, pero puede dar miedo y producirnos inseguridad.

 

Mamá, sé trasmisora de confianza para tus hijos, y promueve el intercambio entre los nuevos habitantes y los antiguos. La confianza se genera en el trato, y al comprobar un día tras otro que las cosas marchan y que, si no marchan, tenemos recursos para afrontarlas (y una sólida familia en quienes apoyarnos!)

Podemos poner la habitación o el espacio en cuestión agradable, pero sin gastos: esperaremos a que realmente esté alquilada (o compartida, u ocupada) para comprar una cama mayor u otros enseres. Basta con decirlo: “aquí va una cama de….”

 

Te invito a que mires con nuevos ojos estas opciones.

 

Me gustaría que este artículo inspire otras maneras de sacar dinero con tu casa, sin meter más horas de trabajo, y sin morir aplastadas por la escasez.

 

Susana Pena http://www.familiamono.org/

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies