Hermanos entre 3 y 7 años

 Pienso que sea la tapa más difícil pero no tengo una experiencia personal, igualmente os puedo hablar de esta etapa por haber visto muchas veces esta situación: la madre aprovecha que el niño mayor entra al colegio para pensar en otro bebé.

 

Ventajas:

 

Para la madre:

el hermano mayor está en el cole, por una parte del día puede dedicarse únicamente al pequeño.

Puede dormir, descansar cuando el bebé duerme, sin que el otro hermano le moleste o le pida su atención.

La madre está más relajada.

 

Para el niño:

Personalmente, y digo personalmente, no veo las ventajas para el hermano.

No sólo de repente se ve fuera de su hábitat natural: su casa y debe acostumbrarse a un hábitat nuevo: el colegio, sino que además llega otro hermano a quitarle la atención de mamá en los pocos momentos en que está en casa.

 

Si el hermano mayor va al colegio con ganas y feliz, tiene una buena relación con la cuidadora y recibe en casa de su madre cuando viene todos los cuidados que necesita,

no tendría que tener celos del pequeño.

 

Los celos aparecen la mayor parte de las veces cuando los adultos los fomentamos, hablando de ello o haciendo comparaciones y prestando más atenciones a uno que a otro.

 

¿Podría ayudar que el hermano mayor ayudara en los cuidados de pequeño?

 

Personalmente, aconsejo de probar sin forzar, no obligar al hermano mayor a ayudar sino fomentar la cooperación para atender al bebé, un nuevo miembro de la familia más necesitado.

 

Pero es muy probable que el hermano mayor se canse pronto, se frustre, se enfade.

 

Una buena idea sería poder compartir la crianza, poder dejar un rato el bebé para prestar atención al hermano mayor cuando viene del colegio.

 

Interesarnos por él, hablar con él, hacer que nos cuente su día, preparar con él la merienda.

 

De esta manera podrá comprobar que el bebé no le ha quitado las atenciones de su madre.

El hermano mayor se dará cuenta solo que el pequeño es más necesitado de cuidados maternales.

 

Desventajas:

 

Para la madre:

 

Vuelve a empezar de nuevo.

Si había dejado la lactancia, vuelva a empezar.

Si había dejado (por fin) el pañal, vuelve a empezar.

Si  podía dormir una noche entera, ya no puede.

 

Personalmente, pienso que pueda llegar a ser frustante por una madre deber comenzar todo de nuevo.

 

O no … la madre puede seguir su instinto, puede volver a empezar de manera positiva y con buena disposición.

 

Pero no deberá olvidarse del hermano mayor.

Dar atenciones al niño mayor según su fase de desarrollo, es decir, no tratarlo como un bebé, ni como un adulto.

No tratarlo como un bebé: el otro niño es mayor y se rebela, él es grande.

No tratarlo como un adulto forzándole a cuidar del pequeño: todavía es un niño y no acaba de entender porque hay que hacer todo esto (cambiar pañal, dar leche, tener en brazo)

 

Puede ayudar mostrar al niño mayor fotos o videos de cuando él era pequeño, contarle episodio de su infancia y aprovechar para explicarle los ciclos de la vida.

 

Lo digo otra vez sabiendo que me repito, pero me parece lo más importante:

los celos aparecen muchas veces porque los adultos hablamos de ellos y tratamos los dos hermanos de manera diferentes.

 

Tener una actitud respetuosa en el trato con nuestros hijos desde pequeños lleva a un crecimiento positivo, al desarrollo de una persona psicológicamente sana.

Deja Tu Comentario

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies