¿Por qué les cuesta tanto a nuestros hijos aprender la hora en inglés?

Aprender la hora en inglés no es tarea fácil para nuestros hijos. ¿alguna vez se preguntaron por qué?

Los idiomas no solo son un conjunto de reglas gramaticales y vocabulario, sino que también tienen un gran aspecto social que los define.

Se podría decir que cada idioma es influenciado por la sociedad que lo habla, y viceversa.

Recuerdo la anécdota de una profesora que nos contaba cómo un maestro británico no entendía cómo podía ser que a los niños y adolescentes Argentinos les costara tanto aprender la hora, para ellos era lo más simple y normal del mundo. Mi profesora nos comentó que a este profesor le llamaba tanto la atención ya que no entendía el trasfondo cultural detrás de saber la hora. Ella nos decía a modo de broma, “Cuando un niño británico nace le ponen un nombre y un reloj en la muñeca”. Para demostrar lo familiarizados que están ellos con el horario.

Además, la puntualidad es una característica muy importante en su cultura. Tienen el Big Ben y el meridiano de Greenwich que los cruza justo en el medio. Todos estos factores hacen que su cultura valore mucho la puntualidad y la precisión en decir la hora.

Nosotros, los latinoamericanos en cambio, no somos muy estrictos con la puntualidad.

Si bien sabemos decir la hora, manejamos solo 4 de los usos horarios: en punto, y cuarto, y media y las menos cuarto.

Si decidimos encontrarnos y hacer alguna reunión estas cuatro opciones son las que elegimos.

Nunca vamos a decir o nunca vamos a encontrar un tren o autobús que tenga como horario de salida las 13:07 por ejemplo. O sale a las 13 o sale a las 13:15.

Toda esta anécdota es en realidad, para reflejar que aprender un idioma no implica solamente adquirir conocimientos estrictos de la lingüística de un idioma, sino que también involucra adentrarnos en esa cultura donde el idioma es hablado, para entenderla, para entender el porqué de las elecciones de los términos usados, y buscar el marco cultural que se haya detrás y poder entender mejor ese idioma.

Algo que también resulta importante es saber qué nos diferencia de esa lengua y de esa cultura para poder saltar los obstáculos con más facilidad.

Obviamente siempre desde el respeto y con la meta de poder ampliar y enriquecer nuestra visión del mundo en el que vivimos.

 

Leila GodinoAutora:

Mi nombre es Leila Godino y tengo un hijo de dos años de edad llamado Dante.

Mi hijo nació el último año de mi carrera de profesorado en inglés, derribando todos los paradigmas que tenía sobre crianza y aprendizaje.

Con inglesenelhogar.com quiero ayudar a aminar y ayudar a otros padres para que puedan enseñarles inglés a sus hijos o que se animen a aprender junto a ellos.

Trackbacks

  1. […] las entregas anteriores estuvimos viendo por qué a nuestros hijos les cuesta tanto aprender la hora, cómo hacer un reloj de cartón para aprender la hora y cómo utilizar ese reloj de cartón para […]

  2. […] artículo fue publicado en “Madres Naturales“, si quieres leerlo en ese sitio, sigue este link, sino continua […]

Deja Tu Comentario

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies